sábado, 12 de mayo de 2018

Alejarse.


Pensar en una huida muchas veces es para todos una forma de sentirnos a salvo en otra parte: desear alejarse de lo que nos hace daño, nos agobia y nos acorrala por dentro es un deseo que puede ser bastante corriente en nosotros. Sin embargo, si te identificas con ello, sabrás muy bien que huír nunca fue la solución.

No hay comentarios:

Publicar un comentario